Noticias:

El Obispo Michael Olson es ordenado e instalado como el cuarto obispo de Fort Worth

Bp-Olson-blsg-assembly-BUTTON.jpg“Estamos en buenas manos”. Así es como la familia Consodine de Wichita Falls reaccionó a la Misa de Ordenación e instalación de Michael Fors Olson como el cuarto obispo de Fort Worth. Más de 8,500 católicos y miembros de las comunidades de todo el Norte de Texas se reunieron dentro del Fort Worth Convention Center Arena el pasado 29 de enero para presenciar uno de sus propios sacerdotes ascender al episcopado de la diócesis que está en rápido crecimiento. “Es un sacerdote tan merecedor. No me sorprendió en absoluto que lo hicieran obispo”, dijo Evelyn Consodine, quien conoció a un joven Michael Olson cuando era seminarista asignado a la Iglesia Nuestra Señora Reina de la Paz.


Los retos para el obispo nuevo

Fr.-Carmen-Headshot-BUTTON.jpgEl 29 de enero del 2014 será la ordenación de Monseñor Michael Olson como el cuarto obispo de la Diócesis de Fort Worth. Será un momento significativo para toda la diócesis, tanto como para Monseñor Olson. Pues, la diócesis tendrá a un obispo joven y docto para dirigir su crecimiento robusto (gracias en su mayor parte a la inmigración de latinos). Además, llamará la atención porque esta región — el suroeste de los Estados Unidos — es como una muestra para la Iglesia universal de la integración exitosa de culturas. ¿Cómo está preparándose Monseñor Olson para los retos de dirigir la Iglesia de Fort Worth? Sólo él sabe por cierto, pero se pueden mencionar algunos temas dignos de nuestra más profunda consideración.


Serenata a Nuestra Señora: Guadalupanos devotos de toda la diócesis se reúnen para rendir homenaje

olg-statue.jpgPara Érica Aguilar, fue un sacrificio que valió la pena. La joven madre abrigó a sus cinco pequeños hijos contra el frío del invierno y viajó desde Decatur a la Catedral de San Patricioen las primeras horas de la mañana en honor a Nuestra Señora de Guadalupe el día de su fiesta el 12 de diciembre. “Nuestra familia es de México y es nuestra santa especial”, explicó Aguilar, que gestiona la Danza Azteca Guadalupana con su esposo, Jorge. El grupo de jóvenes, los Matachines — conocidos culturalmente como soldados de la Virgen — bailaron en su honor en la celebración. “El segundo nombre de mi hermano es Guadalupe porque nació el 12 de diciembre. Crecimos dándole las gracias a ella por todo lo que teníamos”.