Ex-alumna de Cristo Rey dice que la escuela secundaria católica le dio una mayor pasión y propósito en la vida

North Texas Catholic
(1 de febrero de 2024) Noticias-Locales

Rennata Sandoval y su maestro de Química AP, Chris Rauchet. (NTC/Kevin Bartram)

La jornada de Rennata Sandoval desde un pequeño pueblo de Jalisco, México, hasta Boston College fue forjada gracias principalmente a la educación que recibió de la escuela católica Cristo Rey Fort Worth High School.

Rennata y su familia se mudaron de México a California en el 2019. Sandoval asistió a una escuela secundaria pública en su primer año en los Estados Unidos y debido a la pandemia de COVID-19 su año escolar se vio interrumpido.

Al mudarse a Fort Worth el año siguiente la familia Sandoval se enteró de la escuela secundaria Cristo Rey gracias a la prima de Rennata, que acababa de presentar su solicitud a dicha institución.

Rennata fue admitida a Cristo Rey junto a un puñado de estudiantes de segundo año. Descubrió enseguida que sus profesores eran “mucho más atentos” que los de su escuela anterior. “Aunque la enseñanza era virtual en esos momentos, fue una gran experiencia para mí”, señaló Rennata.

Ella comenzó al poco tiempo a trabajar en servicio al cliente en el Jardín Botánico de Fort Worth como parte del programa único de estudio y trabajo que caracteriza a Cristo Rey. 

La escuela le brindó la oportunidad de aprender a apreciar el valor que tiene utilizar un planificador para anotar y darle seguimiento a sus tareas diarias. Aprendió, además, a acudir a la oficina cada vez que necesitaba ayuda. Estos dos hábitos le resultarían excepcionalmente fructíferos en la universidad.

Su trabajo en GM Financial durante su último año en Cristo Rey la inspiró a considerar una posible carrera en marketing o recursos humanos.

“Le da a uno confianza de que puedes hacer ese trabajo y te ayuda a saber qué es lo que deseas hacer en la vida”, afirmó Rennata. 

 

Su decisión respecto a la universidad 

Mientras cursaba sus estudios en Cristo Rey, Rennata no estaba segura a qué universidad quería ir. Ella era la primera persona de su familia que iba a estudiar en la universidad. Desconocía a qué tipo de universidad deseaba asistir, pero sabía que necesitaría asistencia económica. 

Decidió entonces presentar su solicitud a QuestBridge, que es un programa que vincula a estudiantes de alto rendimiento académico que provienen de familias de bajos ingresos con universidades que ofrecen becas y asistencia económica.

Rennata Sandoval en el salon de su maestro de Química AP, Chris Rauchet. (NTC/Kevin Bartram)

La universidad preferida de Rennata era Boston College debido a que su maestro de Química AP, Chris Rauchet, se graduó en el 2022 de esa institución universitaria. 

Se emocionó mucho al ser admitida a Boston College, una escuela jesuita de artes liberales con una matrícula de alrededor de 9,500 estudiantes. No obstante, ella estaba también nerviosa porque tendría que alejarse mucho de su hogar y de su comunidad.

Los maestros de Cristo Rey y otros mentores la animaron y le dijeron: “No te preocupes, vas a encontrar tu propio grupo”. Y asimismo pasó.

Encontró un grupo de amigos con quienes puede explorar la ciudad. Le encanta la zona histórica de Boston, el mar y todo lo que hay para hacer en esa región. 

Rennata escogió especializarse en inglés y está interesada en volver a GM Financial para trabajar en marketing o, tal vez, en recursos humanos. Ha pensado también en trabajar para una organización sin fines de lucro.

Haga lo que haga, quiere regresar a Cristo Rey con regularidad y animar a los estudiantes más jóvenes. “Sólo quiero contribuir a mi comunidad de la forma que pueda”, agregó.

 

Preparar a los estudiantes para tener éxito 

El profesor de química Rauchet afirmó que Cristo Rey prepara a los estudiantes para tener éxito.

“Cristo Rey tiene un riguroso programa de preparación universitaria y un programa de trabajo único que expone a los estudiantes a la vida laboral profesional”, explicó. "Contamos con una estructura fundamental, cuyo fin es promover el éxito de nuestros estudiantes".

La historia de Rennata encarna la esencia de la experiencia de Cristo Rey, según dijera Dani Ray Barton, el Presidente Interino de Cristo Rey High School.

La escuela tiene este año doscientos treinta estudiantes, pero existen planes de aumentar su capacidad y de llegar a entre 375 a 400 estudiantes, señaló Barton.

Cristo Rey Fort Worth abrió sus puertas en el 2018 y graduó su primera clase en el 2022. 

La escuela forma parte de una red de treinta y ocho escuelas, que brinda a los estudiantes de recursos económicos limitados la oportunidad de una educación católica de excelente preparación para la universidad. Cristo Rey ofrece un innovador programa de estudio y trabajo.

Si bien la mayoría de las escuelas de Cristo Rey comienzan con una iniciativa de miembros de la comunidad interesados que realizan un estudio de viabilidad, el campus de Fort Worth fue distinto. La idea fue iniciada por el Reverendísimo Obispo Michael Olson, que se puso en contacto con la sede de Cristo Rey de Chicago porque creía que este tipo de escuela beneficiaría grandemente a la comunidad local.

Barton se involucró en la planificación inicial de la escuela para ayudar con el estudio de viabilidad.

La ubicación inicial de Cristo Rey fue el antiguo edificio de la escuela Our Mother of Mercy, situada en el vecindario de Terrell Heights. Cristo Rey se mudó en el 2019 a su campus actual en el sur de Fort Worth.

La escuela contó en sus inicios con veinte socios del programa de trabajo corporativo. Hay en la actualidad setenta (70) socios y tiene planes de agregar unos quince a veinte socios el próximo año.

Entre los socios corporativos se encuentran empresas como Alcon y Bank of America; organizaciones de cuidado de la salud como Texas Health Resources y Cook Children's; y organizaciones sin fines de lucro como Meals on Wheels del Condado de Tarrant y varias de las escuelas de la Diócesis de Fort Worth.

Las empresas se involucran al principio porque quieren ayudar a los estudiantes, afirmó Barton, pero pronto ven beneficios adicionales a medida que desarrollan “una futura fuente de talentos” para sus mismas empresas.

Los socios corporativos pagan a la escuela por el trabajo que realizan los estudiantes y los fondos se destinan al pago de la matrícula de los estudiantes. Los estudiantes de este año ganarán $2 millones para ayudar a pagar su educación en Cristo Rey, según Barton explicó.

Cada estudiante trabaja cinco días al mes (es decir, un día cada semana más un viernes al mes) en la misma empresa durante todo el año escolar.

 

Desarrollar gracia, responsabilidad, integridad y tenacidad (GRIT)

Barton señala que los estudiantes de Cristo Rey siguen en el diario vivir los valores fundamentales de la escuela: GRIT, siglas que significan en inglés Gracia, Responsabilidad, Integridad y Tenacidad.

Se espera que los estudiantes lleguen temprano a la escuela y se queden hasta tarde los días que van a trabajar. Además, tienen que manejar sus tareas académicas, sus horarios de trabajo y las actividades extracurriculares.

Rennata Sandoval y su maestro de Química AP, Chris Rauchet. (NTC/Kevin Bartram)

Los planificadores ayudan a los estudiantes a aprender a organizar y administrar su tiempo.

"Es uno de los primeros regalos que hacemos a nuestros estudiantes", mencionó Barton. "No podemos esperar que los estudiantes sepan hacer algo, si no lo ponen en práctica".

Cristo Rey Fort Worth no se enfoca sólo en que los estudiantes ingresen a la universidad; sino que, además, quieren ayudar a que los estudiantes terminen sus estudios en la universidad.

"Nosotros hacemos un compromiso de ocho años con nuestros estudiantes", enfatizó.

Se acaba de establecer un equipo de apoyo universitario para ayudar a los recién graduados de la escuela, como Rennata. El noventa y siete por ciento de sus estudiantes son los primeros en su familia en asistir a la universidad.

Se anima a los estudiantes a que visiten la escuela durante los recesos de la universidad para reunirse con los profesores.

Rennata dijo firmemente: "Aquí hay personas que quieren ayudarte".“Los estudiantes graduados de Cristo Rey Fort Worth cuentan con múltiples pasantías y esto los ayuda a destacarse; y la educación católica ‘te da una mayor pasión y propósito en la vida’”. 

Rennata Sandoval, Jalisco, México, Boston College, educación, escuela católica, Cristo Rey Fort Worth High School., trending-spanish